La Dirección de Salud Municipal invita a todas las mujeres a realizar mensualmente su autoexploración de mama, con el fin de prevenir el cáncer de mama.

Se debe realizar una vez al mes, las mujeres jóvenes deberán hacerla de 3 a 5 días después de la menstruación, mientras que las mujeres con menopausia deberán establecer un día al mes.

Son dos tipos de exploraciones, la primera debe ser la visual, frente a un espejo con las manos hacia abajo, posteriormente en la cadera, luego las manos en la cabeza, después levantar los brazos a la altura de los hombros e inclinarse, observando en las mamas:

  • Aparición de nódulos en la zona de las axilas
  • Cambios o hundimientos en el pezón
  • Cambios en el tamaño
  • Irregularidades en el contorno
  • Cambio en el color o en la textura de la piel
  • Menor movilidad al levantar los brazos

La segunda exploración es la táctil, en ambas mamas presione suavemente los pezones, verifique si hay algún tipo de secreción. Examine también si la aureola del pezón tiene el mismo tamaño y forma, si hay alguna mancha o coloración anormal. Para hacerte la palpación imagina que la mama está dividida en cuatro partes que une el pezón, con la mano plana y los dedos estirados presiona lentamente la mama contra la pared del pecho, explora para en cada una de las cuatro partes.

Acude al médico cuanto antes si notas alguno de los siguientes signos:

  • Una de las mamas tiene un tamaño o dureza mayor o menor que la otra
  • Puntitos parecidos a la piel de naranja o cualquier otro tipo de mancha, arruga o pliegue
  • Si no estás amamantando, ni embarazada y observas que sale un líquido por el pezón
  • El pezón se retrae o tiene llagas
  • Aparece algún bulto en el pecho o axila
  • Si alguna cicatriz o bulto ya existente cambia de aspecto, tamaño o consistencia

Recuerda que los síntomas del cáncer de mama no duelen, pero prevenirlo está en tus manos.